21.6 C
Buenos Aires
jueves, abril 15, 2021
InicioEconomíaLa inflación apura un acuerdo de precios y salarios

La inflación apura un acuerdo de precios y salarios

El INDEC confirmó que la suba de 4% en enero del 2021 le pone combustible a los precios 2021 y el Gobierno necesita encorsetarlos, en especial en alimentos y bebidas. Por eso apuesta al acuerdo de precios y salarios que quiere anunciar la semana próxima

#Cordoba te espera

Las proyecciones sobre cuánto será la inflación 2021 es una verdadera grieta entre lo que calcula el Gobierno y lo que dicen las consultoras privadas. Para el equipo económico, “es factible reducir en cinco puntos la inflación durante el 2021 y lograr que las expectativas estén alineadas”, según consideró el mismo ministro Martín Guzmán desde Tucumán donde reunió con referentes del NOA y NEA. Es decir ubicarse cerca del 29% de la meta que prevé el Presupuesto en curso. Sin embargo, ninguna consultora privada mira el mimo número y calculan que la suba de precios rozaría el 50% de seguir la inercia con la que arrancó el año.

Por eso el Gobierno aceleró esta semana las reuniones con sindicalistas y empresarios para hablar de precios. Los más cómodos con esas reuniones fueron los sindicalistas que salieron de la Casa Rosada con la promesa de que no habrá techo para las paritarias de este año. Los empresarios que concurrieron otro día, siempre dentro de esta misma semana, salieron con otro humor. Los dueños de los negocios y el empleo privado advirtieron que aunque se contengan las subas salariales hay otros desajustes de la macroeconomía que pondrían en jaque la intención política del Gobierno de contener la inflación. Por ejemplo la alta presión tributaria y las regulaciones imprevistas del Estado sobre el sector privado.

Y en este reclamo no sólo se hicieron oír los integrantes del campo sino todos los otros sectores. Si es cierto que entre el Gobierno y el campo existe la relación más áspera. Muchos dirigentes interrumpieron sus vacaciones para regresar a Buenos Aires especialmente para la reunión, como el caso por ejemplo del titular de la Sociedad Rural, Daniel Pelegrina. Pero a pesar de esos gestos subsisten distancias ideológicas y conceptuales abismales con la mayoría de los funcionarios del Gobierno. Por ejemplo, la Comisión de Enlace manifestó “consternación” por la posición del Presidente de echar mano a la suba de retenciones o a los cupos a las exportaciones sino bajan los precios de los alimentos. Y ratificaron en un comunicado, previo al encuentro con el Gobierno, que “los productores no somos formadores de precios”. También recordaron que en su composición “impactan muchísimo más los costos provenientes de otros eslabones de la cadena y, sobre todo, del Estado, a través de los impuestos y tributos”. Para el Gobierno, dentro del campo hay militancia PRO y colocan ahí la mayoría de los reclamos que surgen desde este lado.

//   "Quiero cog... ya": los fuertes audios de la psicóloga acosadora
//   Convocan al Consejo del Salario Mínimo para el 27 de abril

Lo cierto es que la economía tendrá dilaciones productivas este año por razones sanitarias aunque se descarta de plano una vuelta a fase uno, es decir a la cuarentena más estricta en términos de circulación en la etapa de marzo del año pasado. Y a medida que se fueron abriendo o flexibilizando sectores fueron aumentando los precios en las actividades vinculadas. Eso seguirá pasando a lo largo de todo el 2021 junto con las tensiones vinculadas a los aumentos salariales y la conservación del empleo. Por eso, ponerle paños fríos a las tensiones y expectativas será crucial para tener un año inflacionario de dos dígitos pero hacia la baja. Habrá que ver si con un acuerdo político en febrero alcanza para desinflar expectativas por todo el resto de un año que tendrá menos actividad económica que actividad política-electoral.

Te puede interesar

últimas noticias