25.7 C
Buenos Aires
viernes, febrero 26, 2021
Inicio Mundo Tomados de la mano, mueren por coronavirus tras 53 años de casados

Tomados de la mano, mueren por coronavirus tras 53 años de casados

Ella estaba "preparada para morir", él se desplomó con las noticias de su amada. Los juntaron en un mismo cuarto y fallecieron con 45 minutos de diferencia

Betty y Curtis Tarpley, de Estados Unidos, fallecieron el pasado 18 de junio con 45 minutos de diferencia por complicaciones desarrolladas por el coronavirus.

“Pasaron juntos sus últimos momentos tomados de la mano”, dijo a CNN uno de los hijos de la pareja.

Tim Tarpley explicó a esa cadena que su madre, de 80 años, fue internada en el hospital Metodista Harris Health de Texas el pasado 9 de junio, luego de estar varios días enferma.

2 días después, el padre de Tim, de 79 años, también fue hospitalizado en ese centro médico luego de que se confirmó que tanto su esposa como él tenían coronavirus, indica el mismo medio.

Tim Tarpley, de 52 años, relató que durante los primeros días en el hospital, su padre se veía bien y que incluso las enfermeras lo llevaban a la unidad donde estaba su mamá, para que pasaran tiempos juntos, detalla la cadena de noticias CNN.

Sin embargo, la condición de Betty empeoró días después, tanto que ella entendió que era muy difícil recuperarse por lo que llamó a sus 2 hijos para decirles que “estaba lista para irse”, contó a esa cadena el hijo de los Tarpley.

Curtis se encontraba estable, sin embargo, los niveles de oxígeno se desplomaron cuando se enteró de que su amada estaba “preparada” para morir.

//   Comienzan a distribuir hoy las vacunas para inocular a los docentes y abren un registro

“Realmente siento que a él le gustaba luchar porque se suponía que debía hacerlo, pero una vez se enteró que mi mamá no iba a lograrlo, decayó. Creo que luchó porque pensó que lo necesitábamos, pero también estaba cansado y sufriendo”, añadió Tim sobre su papá.

Aunque durante todo el tiempo de hospitalización Betty y Curtis se vieron por algunos momentos, cuando la anciana empeoró no habían vuelto a estar juntos, por lo que Blake Throne, una enfermera del Harris Health entendió que en el lecho de su muerte, “lo correcto era unirlos”.

//   Comienzan a distribuir hoy las vacunas para inocular a los docentes y abren un registro

Lograron trasladar a Betty a la unidad de cuidados intensivos, para que ella y su esposo pudieran estar al lado. Cuando lo lograron, Throne le dijo a Curtis que Bety estaba a su lado. “Llegaron a mirarse, alzaron sus cejas. Sabían que estaba uno al lado del otro”, dijo la enfermera, que luego tomo una decisión maravillosa: puso la mano de Betty sobre la de Curtis.

Betty murió después de unos 20 minutos y Curtis murió unos 45 minutos más tarde. Hoy, sus hijos, el resto de la familia y los amigos, sólo sienten paz y esperan poder celebrar la vida de Curtis y Betty en cuanto pase la pandemia.

Te puede interesar

Más noticias