22.2 C
Buenos Aires
viernes, marzo 1, 2024
InicioPoliciales"Tengo mordeduras hasta el hueso": feroz ataque de un pitbull en Córdoba

“Tengo mordeduras hasta el hueso”: feroz ataque de un pitbull en Córdoba

Juan Pérez temió por su vida. Estuvo dos días internado tras resultar gravemente herido. El animal le pertenece a una vecina

Un hombre sufrió graves heridas tras ser atacado el jueves pasado por el perro pitbull de una vecina en barrio Yapeyú de la ciudad de Córdoba. En una entrevista contó que tiene “mordeduras hasta los huesos” y que estuvo al borde de la muerte.

Juan Pérez, quien había salido a hacer las compras, fue sorprendido por el animal que se había escapado.

“Llega la vecina, abre el portón y sale corriendo el pitbull. Yo pensé que venía a jugar nunca pensé que me iba a atacar”, contó en Arriba Córdoba, de El Doce.

El animal lo atacó directamente en sus brazos. Vecinos salieron a ayudarlo y con una pala lograron sacarle de encima al feroz can.

“Me atacó unas ocho o nueve veces. Yo pensé que me mataba”, comentó. Un vecino debió practicarle un torniquete a Juan para que no perdiera más sangre.

“Tengo muchas heridas, tengo desgarros y heridas que llegan hasta el hueso. Estuve a milímetros de una arteria”, explicó.

Tras permanecer dos días internado, ahora Juan se recupera en su casa. “Ese perro no puede estar más ahí”, agregó Juan, quien dijo que el animal ya había atacado con anterioridad a otros perros.

“No daba más”

En diálogo con TN, amplió lo relatado. “No sé cuánto tiempo me estuvo atacando, no daba más, me quedé sin fuerzas y me largué a llorar. Les gritaba: ‘Ayúdenme porque me está matando’”, dijo Juan casi entre lágrimas y destacó el rol de su vecino de enfrente, Fernando, quien al ver la situación se acercó con una “pala, le pegó y el perro me logró soltar”.

Y continuó: “Mi vecino salió y le pegó con la pala dos o tres veces y ahí me logró soltar. Otro vecino salió y me acercó el auto; y cuando la gente empezó a preguntar quién sabe hacer un torniquete y un nene de acá la vuelta, de unos 11 o 13 años, dijo que él sabía. Me hizo el torniquete, me subieron al auto y nos fuimos con la dueña, que me acompaño, hasta la clínica”.

La dueña del perro no abandonó a su vecino herido. En palabras del cordobés, la mujer no solo lo acompañó al hospital, sino que además estuvo a su lado mientras era evaluado en traumatología y se fue a la medianoche.

Las heridas más graves las tengo en los antebrazos, (en el derecho) tengo la parte muscular totalmente desecha y en la muñeca tengo un corte muy profundo que me dijo el médico que, con unos milímetros más, no la contaba. En el otro brazo (izquierdo) tengo mordeduras hasta el hueso. Y en la rodilla también tengo, pero esa es pequeña”, narró.

Te puede interesar

Más noticias